Jueves, 4 de junio, 2020  |  
El Ayuntamiento de Morella homenajea a los vecinos de la comarca que fueron exterminados en Mauthausen El Ayuntamiento de Morella homenajea a los vecinos de la comarca que fueron exterminados en Mauthausen

- 31 mayo, 2015 -

En la jornada de ayer se puso punto y final a dos meses de actividades con un acto institucional y el descubrimiento de una... El Ayuntamiento de Morella homenajea a los vecinos de la comarca que fueron exterminados en Mauthausen

Morella ha conmemorado el 70º aniversario de la liberación de los campos de concentración.

En la jornada de ayer se puso punto y final a estos dos meses de actividades con un acto institucional y el descubrimiento de una placa.

Castellón Información

Morella ha recordado y homenajeado a los vecinos de la comarca de Els Ports que fueron exterminados en los campos de concentración de Mauthausen. Durante dos meses, el consistorio, junto a la Amical Mauthausen y Club d’Amics de Els Ports Radio, ha organizado actividades para divulgar lo que sucedió en este episodio histórico y para homenajear a los vecinos que allí perdieron la vida. En la jornada de ayer se puso punto y final a esta conmemoración del 70º aniversario de la liberación de los campos de concentración, con un acto institucional junto a las familias de algunos de los vecinos de la comarca exterminados y con el descubrimiento de un placa en el Portal del Rey.

Así, en la jornada de ayer, el alcalde de Morella, Rhamsés Ripollés, hizo entrega de un recuerdo a los familiares de Manuel Bonet Bonet y Manuel Ferrer Gasulla, de Morella, Julio Arrufat Aznar, de Sorita, y Julián Centelles Guarch, de Portell, y nombró a los otros diecisiete vecinos de la comarca exterminados en Mauthausen. El sobrino de este último explicó la historia de su tío, desde que fue arrestado en la frontera de Suiza y Francia hasta su asesinato. Julián Centelles Guarch luchó en el bando republicano en la Guerra Civil y, tras la derrota, se marchó a Francia. El 25 de junio de 1940 fue arrestado y, en un año, pasó por los campos de Frontstalag, Altengrabow y Mauthausen y su anexo, Gusen. Éste estaba clasificado en la categoría 3, la más extrema y era el destino de los deportados no re-educables. Allí fue el número 4960 y, posteriormente en Gusen, el 14267. Julián Centelles fue exterminado junto a 960 españoles el 7 de noviembre de 1941, ante la inminente llegada de miles de prisioneros soviéticos.

El alcalde de Morella, Rhamsés Ripollés, cerró el acto destacando las numerosas actividades que se han organizado en estos dos meses, como la exposición ‘Imágenes y Memoria de Mauthausen’, las conferencias de la miembro de Amical Mauthausen, Rosa Torán, el ciclo de cine o el acto de ayer, y agradeciendo la participación y organización de todas las entidades. Así, el primer edil destacaba que “desde el Ayuntamiento de Morella queremos hacer un acto de justicia y de memoria histórica, un homenaje y reconocimiento a todos los vecinos de la comarca que murieron en los campos de concentración. Y con ellos, un homenaje a todos los miles y miles que fueron exterminados por la locura y el odio, por la intolerancia, la xenofobia y el racismo”. Además, añadía que “este episodio de nuestra historia se ha intentado ocultar muchas veces, pasándolo de puntillas. No es un episodio fácil. Pero nosotros queremos lo contrario, difundirlo y darlo a conocer. Porque como dijo Saramago, sin la memoria histórica, se empieza por el olvido y se acaba por la indiferencia”. Al finalizar el acto institucional, los asistentes se desplazaron a la Plaza de los Estudios, para descubrir una placa de piedra tallada, que permanecerá en el Portal del Rey recordando a los vecinos de la comarca que fallecieron en este campo de concentración, que también se cobró la vida de más de 120.000 personas.

Charla por Nepal

En la jornada de hoy, los vecinos de Morella, Lara Buj y Diego Miralles, han explicado su experiencia en Nepal. Esta pareja joven de la localidad viajó el pasado mes al Himalaya para hacer un trekking por el Annapurna. Allí, disfrutaron de los paisajes, de los nepaleses o de la cultura y, hoy, han explicado todo su viaje. Sin embargo, cuando se desplazaban a la zona sur de Nepal, se produjo el terremoto que ha devastado buena parte del país. Los morellanos tuvieron que ser repatriados junto a centenares de españoles. En el acto de hoy han dejado una caja solidaria, para destinar la recaudación a la ONG Iñaki Ochoa de Olza, que está trabajando con las víctimas del terremoto. Además, han anunciado que van a participar en la edición de un libro que recopilará los testimonios de los españoles que vivieron de cerca esta catástrofe.

Google+
Whatsapp Telegram


No hi ha comentaris per el moment

Escriu el primer comentari!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *