Noticias Castellón
viernes, 19 de agosto del 2022 | Última actualización: 23:01

¿Inflación controlada?

Tiempo de Lectura: 3 minutos, 40 segundos

Noticias Relacionadas

Por desgracia, nos estamos acostumbrando a la inflación y sus efectos; y, por desgracia, en diferentes casos, con la excusa de la inflación de han hinchado más de lo sufrido los precios al consumidor final. Hay que decirlo claramente. Y como prueba del algodón, los precios de distintas frutas y hortalizas, que no guardan ninguna relación entre lo percibido por el agricultor y lo pagado por el consumidor.

Transcurrido el primer semestre del año en curso, es interesante ver cómo se han comportado los índices de precios de los diferentes subproductos que analiza el Instituto Nacional de Estadística (INE) y que permite comparar la provincia castellonense con el conjunto dela Comunitat Valenciana (CV) y España.

Si nos fijamos en la variación anual, es decir, entre el primero de julio de 2021 y el 30 de junio de 2022, la tasa provincial es del 10,0% de aumento, o sea, dos décimas menos que la del conjunto español; la tasa de la CV ha sido del 9,7%, medio punto menos que la española. Sin embargo, esa tasa llega al 11,6% en Alacant y al 13,5% en València. Hay 41 provincias con más tasa que Castelló.

En las tres áreas que analizamos, las principales subidas en el último año se han dado, por este orden, en los subgrupos de electricidad, gas y otros combustibles, en los servicios de alojamiento, en la utilización de vehículos personales (combustibles), en los alimentos, en los paquetes turísticos y en los servicios financieros.

Respecto al primero, mientras en Castelló el incremento es del 40,9%, en España es del 39,9% y en la CV del 36,3%; en los servicios de alojamiento (muy relacionados con la actividad turística) los aumentos han sido del 26,9% en Castelló, del 26,7% en España y del 26,5% en la CV. Y los combustibles han subido un 26,6% en Castelló, un 26,1% en la CV y un 25,2% en España. Los alimentos suben un 14,5% en Castelló, un 14,1% en la CV y un 13,3% en España. En los paquetes turísticos y en los servicios financieros, los aumentos han sido del 10,6% en las tres áreas.

Es importante señalar que, independientemente delos efectos que las medidas adoptadas para el control dela inflación puedan tener, al comparar los datos desde septiembre, cuando se iniciaron los aumentos de precios en gas y electricidad, se registraran menores incrementos anuales. En todo caso, Bruselas estima una inflación en 2022 del 8,1% para España.

Pero, fijémonos en lo ocurrido en el primer semestre del presente año: mientras el aumento en España ha sido del 6,1%, en la CV se ha alcanzado el 5,9% y en Castelló el 5,5%; en cambio, en Alacant ha sido del 7,2% y en València del 8,2%.Hay 46 provincias con más tasa que la de Castelló.

En este periodo, destacan en las tres áreas las subidas en los servicios de alojamiento: del 29,5% en Castelló y España y del 21,5% en la CV. Luego se sitúa la utilización de vehículos personales (los combustibles) a pesar de las medidas adoptadas: suben un 20,8% en Castellón, un 20,7% en la CV y un 19,7% en España. Los alimentos siguen subiendo, más en Castelló (+10,3%) que en la CV (+10,2%) y en España (+9,7%).

¿Y qué podemos hacer? Se acaban de convalidar medidas anticrisis y se han aprobado impuestos especiales y temporales para las empresas energéticas y los bancos, que aún han de verse plasmados en el BOE. ¿Son la solución?

En mi opinión son solo medidas paliativas las ya aprobadas y con muchos interrogantes los impuestos propuestos. La próxima subida de tipos de interés incrementará hipotecas y aumentará la tasa de morosidad de los bancos y frenará algo la economía; la reforma del cálculo del precio del kilovatio está en manos de Bruselas y el precio del gas depende de la marcha de la guerra de Putin y de la postura española sobre el Sahara.

Porque la medida que podría ayudar y a la que contribuiríamos todos, o mucha gente, un auténtico pacto de rentas en el que se involucren no solo los sueldos y salarios y los beneficios empresariales, sino también los aumentos de las pensiones, la eficiencia presupuestaria y la fiscalidad en general, ni se la ve ni se la espera, por desgracia. ¿Y usted qué opina?