domingo, 28 de noviembre, 2021  |  
Más que preparados Más que preparados

- 23 noviembre, 2021 -

Vicente Blay Casino Serra. Secretario General del PP Almassora.  550 días. Ni uno más y, en el caso del Gobierno de España y la... Más que preparados

Vicente Blay Casino Serra. Secretario General del PP Almassora. 

550 días. Ni uno más y, en el caso del Gobierno de España y la Comunitat Valenciana, esperemos que bastantes menos. Ese es el tiempo que resta para que el PSOE desaparezca del Ayuntamiento de Almassora y del resto de instituciones de nuestra provincia y, por ende, salga por la puerta de las instituciones la manifiesta incapacidad de la izquierda por dar respuesta a las necesidades de los castellonenses.

Porque, por desgracia, aún queda mucho tiempo para que el crecimiento, la creación de empleo y las oportunidades que garantizan las políticas liberales del PP sean una realidad en aquellos pueblos que, por suerte, ya se benefician de ellas. Aunque, eso sí, no tengo la menor duda que en cuanto los castellonenses pasen por las urnas lo harán, de forma mayoritaria, para escoger Partido Popular.

Y ese convencimiento lo tengo después de comprobar este fin de semana la incontenible fuerza del PP en esta provincia. Con Begoña Carrasco demostrando el viernes que la capital liderará el vuelco electoral a nivel local que se extenderá por el resto de municipios y, el sábado, con Cesar Durà tomando las riendas de la principal organización juvenil provincial y, sin duda, la que mejor aglutina el sentir de los jóvenes castellonenses.

Y es que el Partido Popular de Marta Barrachina es el partido que más se asemeja a los vecinos de la ‘millor terreta del món’ y eso, los castellonenses, lo saben. Igual que cada día que pasa son más conscientes de que Carlos Mazón lidera el único proyecto que responde a las necesidades de todos los valencianos y que, en Almassora, el nuevo PP liderado por María Tormo no descansará para crear un horizonte de oportunidades para  los almassorins.

Pero no lo hará (haremos) solo por llevar al Partido Popular hasta las instituciones. No. Bueno, no y sí. Porque teñir de azul nuestra provincia y sus administraciones significará extirpar de ellas al principal culpable del paro, los recortes sanitarios, las subidas de impuestos generalizadas (luz, cesta de la compra, cuota autónomos, contingencias, gasolina, gas…), las nula inversión en nuestro litoral para combatir su regresión… y una larga e inagotable lista de agravios contra nuestra tierra.

Sí. El principal problema de los castellonenses (y almassorins) tiene un nombre, Partido Socialista, y un apellido inventado, País Valencià; y solo apartándolo de las instituciones lograremos recuperar el horizonte de oportunidades que se merece esta tierra repleta de talento y saber hacer.

En el Partido Popular estamos más preparados que nunca para dar respuesta a las demandas de los castellonenses cuando su principal problema, el PSOE, salga de las instituciones.

Quedan 550 días y, a nivel autonómico y estatal esperemos que menos. Muchos menos.

Whatsapp Telegram


Deja un comentario