Noticias Castellón
domingo, 27 de noviembre del 2022 | Última actualización: 12:29

Las pinturas de la capilla de Santa Victoria de Vinaròs, creadas por descendientes de decoradores de El Escorial

Tiempo de Lectura: 3 minutos, 12 segundos

Noticias Relacionadas

Se recuperan pinturas interiores del siglo XIX y hay viviendas del entorno de la capilla podrían tener arquitecturas fingidas

Castellón Información/Juan José Benito

Descendientes de pintores italianos que decoraron El Escorial son los autores de las pinturas de arquitectura fingida que han aparecido en los muros exteriores de la antigua capilla de Santa Victoria de Vinaròs.

Así lo ha desvelado esta mañana el arquitecto vinarocense Isaac Puchal, que ha dirigido los trabajos encaminados en un principios a eliminar las humedades que afectaban a las pinturas interiores.

Puchal ha detallado que según los estudios de los técnicos las pinturas exteriores de arquitectura fingida datan de principios del siglo XVIII, “estarían hechas unos 20 años después de la construcción de la capilla”. En el dintel de la puerta de la capilla aparece la fecha de 1788 que corresponde al fin de las obras de la capilla.

El arquitecto apuntaba que estas pinturas exteriores corresponden a la época en que los descendientes de los pintores italianos que embellecieron El Escorial regresaban a su país, “y para poder hacerlo realizaban pinturas de este estilo para poder ganar dinero”.

Esta mañana el alcalde, Guillem Alsina, acompañado del concejal de Urbanismo, José Chaler, la edil de Cultura, Anna Fibla, y el edil de Promoción de la Ciudad e Intereses Turístico, Marc Albella, acompañados por los arquitectos encargados de la obra, han realizado una visita a los trabajos que están a punto de finalizar en esta primera fase, tan sólo falta colocar el piso.

El primer edil aprovechó la visita para decir que según los técnicos hay varias fachadas de viviendas particulares del entorno de la capilla en las cuales también existen pinturas de arquitecturas fingidas similares. De ahí que Alsina dijeras que  desde el Ayuntamiento “queremos primeramente confirmar su existencia, y si es así, después bien a base de subvenciones o de una aportación municipal, intentar poner en valor estas fachadas, que darían un atractivo muy importante”.

Este proyecto de eliminación de humedades cuenta con un presupuesto de 208.696 euros, cofinanciado por la Generalitat Valenciana  a través de los fondos FEDER con 86.000 euros, la Diputación con 4.311 euros, mientras el Ayuntamiento aportaba 118.146 euros de recursos propios.

Los técnicos explicaron que se ha podido actuar en la fachada, que originalmente no estaba previsto al desconocerse su existencia, al comprobar que la techumbre exterior estaba en mejor estado de lo previsto.

En lo referente a los frescos interiores, Chaler explicaba que se han eliminado los hongos y las humedades, lo que ha permitido recuperar el color original de las mismas.

Al respecto, Puchal explicaba que las pinturas del interior de la capilla  son de principios del siglo XIX, cuyo autor podría ser un discípulo de Joaquín Oliet.

  Esta capilla también acogió en su día fue utilizado en su día para formación educativa y se ha descubierto un mural que podría datarse en el año 1830, según los técnicos, y que se encuentran en buen estado.

  Respecto al piso, Puchas explicaba que se ha retirado el piso de madera y el pavimento cerámico anterior. Esta misma mañana ha llegado el nuevo piso y sólo se está a expensas del piso de una de las capillas laterales, del que se ha hecho una copia a mano del piso original que se retiró para su protección.

  Por último, la edil de Cultura anunciaba que esta capilla tendrá usos culturales y que en los presupuestos del 2020 habrá una partida para dotarla de mobiliario, mientras que el primer edil apuntaba que la capilla podría abrirse en breve para que los vecinos puedan visitarla.