Noticias Castellón
domingo, 26 de junio del 2022 | Última actualización: 19:31

Carrasco denuncia las condiciones abusivas que impone el gobierno municipal para recibir ayudas

Tiempo de Lectura: 2 minutos, 46 segundos

Noticias Relacionadas

La portavoz del Partido Popular explica que las las subvenciones municipales han sido insuficientes y  no han conseguido salvar a pymes y autónomos

Castellón Información

La portavoz del Partido Popular en el Ayuntamiento de Castellón, Begoña Carrasco, denuncia que “las condiciones abusivas del gobierno municipal hacen que las pocas ayudas que destina a los comercios, autónomos, bares, cafeterías y restaurantes no lleguen a todos nuestros comerciantes locales”.

El área de Impulso de la Actividad Económica y Empleo informa de que 45 subvenciones tramitadas en 2020, en plena pandemia, han de ser devueltas al Ayuntamiento por no cumplir con los requisitos, entre ellos mantener los negocios abiertos hasta el 31 de diciembre. Cabe recordar que el consistorio aprobó la concesión de subvenciones al comercio minorista, personas autónomas, microempresas y pequeñas empresas titulares de comercios, bares, cafeterías, restaurantes y locales de ocio nocturno de Castelló para paliar los efectos de la crisis de la Covid-19. Una línea de ayudas de 1.200 euros en caso de cierre; de 600 euros para la apertura con pérdidas entre el 50% y el 75%; y de 300 euros cuando las pérdidas se sitúan entre el 25% y el 49,9%.

“Las ayudas que el equipo de gobierno anunció para ayudar al comercio local a sobrevivir a la pandemia no han conseguido salvar a pymes y autónomos que se han visto obligados a devolver este ‘préstamo encubierto’. A muchos establecimientos no les quedó más remedio que bajar la persiana definitivamente antes de finalizar el año”, insiste.

En este sentido, Carrasco añade: “Nuestro comercio local necesita ayudas directas y que éstas lleguen a todos los comerciantes para paliar los efectos de la crisis económica, que llevan arrastrando demasiado tiempo. Las subvenciones municipales han sido del todo insuficientes para un sector que todavía trata de recomponerse y que ve cómo el deterioro del centro, con un corazón de la ciudad que se muere, no contribuye a su recuperación”.

“Lo llevamos advirtiendo desde hace mucho tiempo, el centro se muere sin que el gobierno municipal haga nada para evitarlo. Desde el Partido Popular llevamos planteado, desde la pasada legislatura, actuaciones para favorecer al comercio, desde la creación de una ambiciosa campaña de bonos comerciales, la puesta en marcha de ayudas al alquiler, bonificación de impuestos o el acceso a tickets de parking en condiciones ventajosas. Lo que desde luego no ayuda es la falta de limpieza, la poca luz que no invita a pasear por el centro, ni el sistema sancionador de las cámaras, a razón de 80 euros la multa, que ahora se pretende ampliar a más calles cercanas al casco histórico”, recuerda.

Y recuerda, “proponemos destinar los casi 900.000 euros que va a costar la reforma de la plaza la Paz a cuestiones que sí piden los afectados de la zona centro cómo elaborar un plan de viabilidad que mejore y facilite el acceso al centro o a poner en marcha un transporte ecológico y gratuito que permita acercar a la gente al centro, así como a un plan de embellecimiento con ayudas para la restauración de fachadas. En definitiva, dar facilidades para revitalizar el casco antiguo y hacerlo accesible y atractivo«.