Jueves, 1 de octubre, 2020  |  

- 2 enero, 2013 -

Antonia García Valls. Portavoz del PSPV en el Ayuntamiento de la Vall d’Uixó. No queremos nuevas promesas; no queremos inauguraciones de maquetas; no queremos...

Antonia García Valls. Portavoz del PSPV en el Ayuntamiento de la Vall d’Uixó.

No queremos nuevas promesas; no queremos inauguraciones de maquetas; no queremos primeras piedras. Por cierto, primeras piedras que han costado mucho dinero de todos y de todas y que sólo han servido para la foto de los y las que nos han vendido tantas mentiras. Ahora reconocen que no tienen dinero ni para primeras piedras. Menos mal, porque si no, continuarían abonando el terreno de la mentira.

Como han hecho desde el PP local y desde el PP autonómico con la Vall d’Uixó. Supongo que Bonig se sonrojará cuando recuerde sus voceríos exigiendo los terrenos del hospital. Unos del PP gritaban reclamándolos y otros, del PP, boicoteaban, “supuestamente”,  las gestiones del equipo de gobierno del momento (legislatura 2003-2007) para que no se avanzara nada.

Bonig hizo del hospital su bandera electoral, helipuerto y maqueta incluidos. Falsa maqueta diría yo. Porque, como al final todo se sabe, el montaje de la maqueta, maqueta que no respondía a ningún proyecto, se realizó a costa del dinero de todos, con “Poc” Honorable incluido también, supuso que la Vall fuera el ridículo nacional. Para nada.

Ahora ella, flamante consellera ¿de qué? ¿A qué se dedica? ¿Qué hace?, de infraestructuras, dicen. Ahora ella, tiene la responsabilidad y la decisión para avanzar en la cuestión de los terrenos y está en el Consell, donde, “supuestamente” tiene capacidad de influir,  debería darle vergüenza lo que contestan desde la Conselleria de Sanitat en relación al Hospital tan vendido, prometido y cacareado por ella.

¿Y qué hace Bonig? Nada de nada. Ella está muy confortablemente sentada en su sillón de consellera, en su flamante despacho al que llega todos los días con el coche oficial conducido por chófer. Todo lo que criticaba. Hay que se cínica. Bueno, quizás es lo único que es.

Y el alcalde, puesto por ella, no dice nada. Bueno sí, está resignado a continuar la mentira, diciendo que hará todo lo posible por que el hospital se haga, mintiendo en Junta de Gobierno, con unas afirmaciones que resultan desmentidas por respuestas parlamentarias de la Consellera vallera y de la Conselleria de Sanitat, que afirman que ni hay avances en la cuestión de los terrenos, ni el Hospital es una prioridad para el PP.

Empecé diciendo que no queremos nuevas promesas. Pero sí queremos que cumplan lo que prometieron. No se puede engañar a la ciudadanía. No se puede manipular la realidad y la información para tener controlada a la ciudadanía. Son formas de un período que deberíamos olvidar de una vez. Por ello no debemos dejar que nos manipulen a su antojo, haciéndonos creer que necesitamos el hospital y al día siguiente cambiar el discurso, diciendo que ya no lo necesitamos.

Por la salud de la democracia y por la salud de los valleros y valleras, exigimos que nos cuenten la verdad, de una vez, en la cuestión del Hospital de la Vall.

Google+
Whatsapp Telegram


No hi ha comentaris per el moment

Escriu el primer comentari!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *