lunes, 23 de mayo, 2022  |  
La regresión de las playas de Castellón continúa avanzando con la mayoría de municipios sin solución próxima La regresión de las playas de Castellón continúa avanzando con la mayoría de municipios sin solución próxima

- 27 agosto, 2021 -

Almenara, Almassora o Nules están un paso más cerca de conseguir la construcción de los espigones La regresión de las playas de Castellón continúa avanzando con la mayoría de municipios sin solución próxima

Almenara, Almassora o Nules están un paso más cerca de conseguir la construcción de los espigones

A.K.Herrando/ Castellón Información

El litoral de la provincia de Castellón es una de las zonas más afectadas por la regresión de la costa. De hecho, son cada vez más vecinos los que se unen y luchan contra la pérdida de sus playas y organizan manifestaciones, movilizaciones y concentraciones para hacerse oír.

Tras temporales como el de Gloria se han podido ver lo devastadas que están las zonas que, sin espigones suficientes, consumen las calles más próximas al mar. Algunas de las zonas más afectadas son Moncofa, Almassora, Almenara, Nules, Xilxes, Borriana, Oropesa o La Llosa.

Almassora y Almenara
Las playas de Almassora y Almenara son las que más suerte parecen tener pues las obras están a punto de empezar en ambas playas. De hecho, en Almenara empezarán este mismo mes de septiembre cuando termine la nidificación del chorlitejo patinegro, por lo que el tramo La Llosa-Almenara empezará con un presupuesto de 7.842.970,39 euros en pocos días.

Almassora también ha tenido el visto bueno de Costas que considera que hay demasiada distancia entre los espigones y ya cataloga sus playas como “una de las más deterioradas de España”. Por lo que el frente litoral de Almassora con 3 km de longitud, cuenta con la intención de la Dirección General de Sostenibilidad de la Costa y del Mar de efectuar la regeneración ambiental de la playa de Benafeli, con el objetivo de dar solución a los continuos problemas de regresión e inundación del vial colindante con invasión de material procedente de la playa, que se vienen produciendo de forma más acusada en la celda central, en la zona donde se sitúa el meridiano de Greenwich, y a sotamar del dique exento sur. En un plazo de catorce meses y con un presupuesto de 2.943.164,46 €, el proyecto se encuentra en estado de ejecución.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Moncofa y Nules
Las playas de Moncofa y Nules vivían hasta hace dos semanas una situación parecida esperando que Costas les escuchara y moviera ficha para evitar el avance de la regresión, ya que el estado de sus playas empeora cada día más.

Por esto mismo, este verano tanto Nules como Moncofa habían movilizado a sus vecinos tratando de hacer ruido para avanzar en la causa pues playas como la de Moncofa han perdido más de 180 metros de costa desde 1956. Sin embargo, Nules parece que avanza un poco más. Con pérdidas de hasta 150 metros y casi la totalidad del cordón de dunas móviles, el municipio ha recibido, este mismo mes, la publicación en el Boletín Oficial del Estado (BOE) de la evaluación de la declaración de impacto ambiental del proyecto para regenerar el litoral de Nules, lo que supone un último paso antes de sacar a licitación el contrato para construir los espigones. Una actuación con un presupuesto de 3.444.956,11 euros para el tramo de les Marines, aunque se desconocen los plazos en los que se efectuarán las obras.

Por otro lado, el alcalde de Moncofa, Wences Alós Valls, ha recalcado: “la regresión es constante y se agravará si el Gobierno lleva adelante el proyecto de espigones en Nules, por lo que se hará imprescindible la construcción de los espigones en todo el litoral de Moncofa. No solo en el Camí Cabres, cuyo proyecto está paralizado por Costas, sino también en el Grau, donde Costas ni tan siquiera ha comenzado a trabajar en la licitación de la redacción del proyecto”. Ante esta situación, Alós defiende “la urgente necesidad de que el Gobierno haga de una vez las obras de los espigones en las playas del pueblo para proteger el patrimonio natural y arquitectónico, pero también para poder dar un impulso a las oportunidades de futuro del sector turístico del municipio”.

Xilxes y Borriana

El caso de Xilxes, no tiene el avance de Almenara aunque es más favorable que Moncofa, pues en esta localidad ya hay dotación presupuestaria y su tramitación sigue avanzando. Borriana, por su parte, del mismo modo que Moncofa espera la evaluación ambiental. Aunque en este municipio ya se aprobó en su momento el proyecto y el informe de impacto ambiental, “la inacción del Gobierno de Rajoy caducó” y ha sido necesario iniciar de nuevo su elaboración, según aseguran desde el consistorio.

Oropesa
Por otro lado, Oropesa continúa trabajando, como vienen haciendo desde hace años, contra la regresión de sus playas. Los vecinos han continuado manifestándose por sus playas y el consistorio ya tiene en marcha la selección de la empresa que realizará el estudio en profundidad de su situación. Con las conclusiones de este estudio, tal y como informábamos en este diario, retomarán con Costas el proyecto de acción para poner en marcha soluciones eficaces contra el problema que afecta al litoral castellonense.

En definitiva, la regresión de las playas de la provincia de Castellón es un problema que asole a casi una decena de municipios que buscan, cuanto antes, poner solución a una situación que empeora día a día y que se verá perjudicada con nuevos temporales durante el invierno.

Whatsapp Telegram