miércoles, 16 de junio, 2021  |  

- 22 noviembre, 2012 -

Pablo González asegura que el domingo en el campo del Alcoyano quiere “dar un golpe de autoridad” en Alcoi.

[column size=”3-3″ style=”0″ last=”1″]

F. A.

No hay manera que el Villarreal B encuentre la regularidad necesaria para marcar las diferencias en la tabla clasificatoria. El equipo de Lluis Planagumà navega en mitad de la tabla, sin acercarse a los cuatro primeros clasificados que tienen derecho a disputar la fase de ascenso. Lo han tenido a su alcance, pero por unas cosas o por otras al final no se han encadenado tres victorias consecutivas que les conducirían a los puestos de arriba.


Pablo González, centrocampista del filial amarillo, aseguró que el domingo en el campo del Alcoyano quiere “dar un golpe de autoridad” en Alcoi, ante uno de los mejores equipos de la categoría, y que es claro candidato para opositar por regresar a Segunda División. “Será un partido bonito en un campo con mucho ambiente”, agregó.

El chaval de Almuñécar comentó que “nos falta tener un poco más de regularidad y fuera de casa sumar tres puntos que nos acercarían más que nunca a los puestos cabeceros. Tenemos las ideas claras, en cuanto a cómo jugar, y día a día nos encontramos mejor. Falta plasmarlo en el marcador”.

Whatsapp Telegram