Noticias Castellón
domingo, 27 de noviembre del 2022 | Última actualización: 12:38

¿Qué importancia debería tener el WiFi público gratuito en los espacios públicos en España?

Tiempo de Lectura: 2 minutos, 47 segundos

Noticias Relacionadas

Es por eso por lo que son muchas las ciudades de España que ya ofrecen servicios de conexión WiFi pública a sus habitantes y visitantes, para que así puedan estar conectados perfectamente cuando están por la ciudad.

Tener una conexión a Internet es el objetivo de cualquier usuario hoy en día. Los smartphones se han convertido en casi una extensión de nuestra mano y es por eso por lo que se utilizan para un sinfín de actividades como mensajearse con amigos y familiares, jugar en el online casino de España o incluso, en algunos casos, para trabajar.

Los puntos de acceso gratuito WiFi son más comunes en los pueblos

Eso sí, es cierto que, más que en las ciudades, estos puntos de conexión WiFi gratuitos en las calles se disfrutan más en los pueblos y que en las grandes ciudades suelen estar en bares, bibliotecas, centros municipales y hoteles. La expansión en ciudades grandes se está debiendo, fundamentalmente, a que estos puntos WiFi solo cubren distancias cortas, algo que haría que, en una ciudad de tamaño, grande, serían necesarios miles de puntos para dar conexión a todos los habitantes y visitantes de una ciudad.

Se puede afirmar, por tanto, que el despliegue WiFi en los municipios está empezando ahora a cobrar fuerza, algo que se hace muchos años después de que la tecnología haya revolucionado nuestras vidas. Esto es debido, fundamentalmente, a la incertidumbre que generó la CMT (Comisión del Mercado de Telecomunicaciones), que incluso llegó a sancionar a algunos municipios (entre ellos Barcelona, Pontevedra y Atarfe, en Granada), por ofrecer puntos de acceso gratuito a Internet.

LA CMT ha expresado que estos puntos no se pueden financiar con dinero público

Pero, ¿por qué estas sanciones? Básicamente, porque la CMT, ha expresado que estos puntos WiFi no se pueden financiar con dinero público. Es decir, es una empresa la que monta, gestiona dichos puntos y le cobra a los usuarios (bien ciudadanos o visitantes) o que el Ayuntamiento se registre como operador.

Lo que está claro es que, actualmente, tener conexión a Internet es vital. Eso sí, la separación entre el espacio público y el virtual aún es muy difícil de concretar, ya que son dos espacios que se tienden a superponer.

Aunque son muchos los críticos que tienen estos espacios públicos WiFi en las ciudades, ya que está cambiando la arquitectura de las ciudades. Hoy en día, no es de extrañar ver ciudades totalmente cableadas, para ofrecer la mejor conexión a los usuarios y ciudadanos, y esto es algo que mosquea muchos de los viandantes que ven cómo las calles de la ciudad se están convirtiendo en calles con cables que asoman casi por cualquier sitio.

Ahora hay que esperar a ver cómo las grandes ciudades pueden ofrecer más puntos WiFi gratuitos de conexión a Internet, ya que son los núcleos de población en los que faltan más accesos de este tipo. Solo el tiempo y la inversión que hagan los ayuntamientos podrá decir si realmente en todas las ciudades españolas es posible conectarse a Internet en todas las calles a través de estos puntos de acceso.