Noticias Castellón
sábado, 02 de julio del 2022 | Última actualización: 12:54

Una empresa local de Nules adecúa el paso de peatones de la antigua N-340 junto al Jardín Botánico de la localidad

Tiempo de Lectura: 1 minutos, 45 segundos

Noticias Relacionadas

Esta infraestructura ha presentado problemas desde que finalizaran las obras de urbanización de la avenida, hace apenas 10 años

Castellón Información

Una empresa local es la encargada estos días de adecuar el paso de peatones situado junto al Jardín Botánico, en la antigua N-340, en uno de los principales accesos a la estación de Renfe, unas obras con las que se pretende “adecuar este paso de peatones para garantizar la seguridad de la circulación tanto de peatones, como de vehículos, ya que este paso en badén presentaba un estado muy deteriorado prácticamente desde que finalizaron las obras hace tres legislaturas, por lo que apenas tiene 10 años”, según ha informado el alcalde de Nules, Mario García.

Desde el Ayuntamiento de la localidad se explica que esta es “una más de las numerosas deficiencias que presentó esta obra, como consecuencia de una total falta de supervisión municipal” y que han tenido que ser subsanadas por el consistorio entre el 2007 y la actualidad, “aunque hemos ido actuando a medida que ha sido posible”, señala García, ya que debía volver a invertirse dinero público en una obra que apenas tiene una década de existencia.

En este caso, el paso presentaba baches y un evidente hundimiento, como consecuencia de la mala cimentación de un elemento que se había realizado con adoquines, en forma de badén, para resaltar su carácter peatonal. Además por él transcurre un carril bici “que tampoco estuvo bien planteado, ya que ni tan siquiera tiene solución de continuidad”.

Precisamente los trabajos de reforma se están fundamentando en garantizar una buena cimentación, “para que no se vuelvan a repetir estos problemas en una avenida tan transitada”. Cuando se mejore y refuerce este aspecto, volverán a colocarse los adoquines, “de manera que se tenga que gastar el mínimo de dinero posible en una obra que, de haberse hecho bien en su día, ahora no habría sido necesaria”.