Noticias Castellón
martes, 29 de noviembre del 2022 | Última actualización: 19:55

Caixabank realizó durante la crisis financiera más de 360.000 acomodaciones de hipotecas

Tiempo de Lectura: 4 minutos, 27 segundos

Noticias Relacionadas

 Goirigolzarri no ve "razones" para esperar que en España se produzca una caída abrupta del PIB y admite que, hasta ahora, no se observa "ningún deterioro en los niveles de impago de familias ni empresas"

El presidente de CaixaBank, José Ignacio Goirigolzarri, ha afirmado este miércoles en un acto con empresarios en Pamplona, que la entidad es la primera interesada en continuar ayudando a los clientes en dificultades, tal y como ha venido haciendo en los últimos años.

“No hay nadie que tenga más interés en ayudar a los clientes en dificultades que nosotros los bancos”, ha indicado Goirigolzarri, tras recordar que el oficio de las entidades financieras “es ayudar a dar soluciones a los clientes desde la cercanía”.

Prueba de ello es que CaixaBank realizó más de 360.000 acomodaciones de hipotecas en la anterior crisis. “Lo hemos hecho, lo hacemos y vamos a seguir haciéndolo”, ha incidido Goirigolzarri.

El presidente de CaixaBank ha afirmado que en las últimas semanas se ha hecho un acercamiento “muy positivo” del sector para poner en marcha medidas de apoyo a clientes en dificultades. “Es bueno llegar a acuerdos, institucionalizar las ayudas y asegurar la competitividad del mercado hipotecario, que en España funciona muy bien”, ha señalado.

Goirigolzarri ha explicado que será el Consejo de Administración del banco quien decidirá sobre la adhesión a las iniciativas de apoyo a los hipotecados publicadas hoy en el BOE. El máximo órgano de gobierno de la entidad “lo analizará y tomará la decisión correspondiente".

Por otro lado, durante su intervención, Goirigolzarri ha señalado que el objetivo de la entidad es continuar evolucionando el modelo de negocio para adaptarse a las preferencias de los clientes y ser referentes en la calidad de servicio, a través de un modelo de banca en el que predomine la cercanía a familias y empresas, porque “sin clientes no hay nada, ellos son los que legitiman nuestro trabajo”.

Situación macroeconómica

Goirigolzarri también ha repasado ante los empresarios la situación macroeconómica marcada por la “incertidumbre”, que se deriva, por un lado, de la falta de experiencia en los efectos de las rupturas de las cadenas de suministro y la dificultad de su reconstrucción y, por otro, por el hecho de que las consecuencias de la invasión de Ucrania tienen impactos geoestratégicos “difíciles de predecir”.

El presidente de la entidad ha dibujado una “realidad” del mundo occidental con una inflación a doble dígito por primera vez en 40 años, con el dólar más fuerte de los últimos 20 años y con unos mercados financieros que han respondido muy negativamente a las numerosas incertidumbres existentes.

En este contexto, ha añadido que no ve “razones” para esperar que en España se produzca “un fuerte deterioro” del nivel del Producto Interior Bruto (PIB), y que tampoco se está viendo hasta ahora “ningún deterioro en los niveles de impago de las familias ni de las empresas”.

Goirigolzarri ha apuntado a un crecimiento del PIB entre el 0% y el 1% en el año 2023, y a una inflación, en términos medios, en el rango de entre el 4,5% y el 6%. “El papel de la política monetaria va a ser clave en este equilibrio entre inflación y crecimiento del PIB”, ha advertido, tras puntualizar que la previsión actual es que el euríbor a 12 meses se sitúe en el 3,1% a mediados del próximo año.

Reformas estructurales

El presidente de CaixaBank ha analizado las necesarias reformas estructurales que deberían afrontarse y ha afirmado que el “punto débil más importante de la economía española es su productividad”, mientras que el “mayor factor de vulnerabilidad es la deuda pública”.

En su opinión, en materia de productividad “no hemos hecho ningún avance en los últimos años respecto a las principales economías europeas”, ya que en las dos últimas décadas el incremento de la productividad en la economía española ha sido del 0,2% anual, que contrasta con el 0,8% anual de la economía alemana o el 1% de EEUU.

“Las mejoras de productividad no se pueden hacer desde políticas de demanda, sino que exigen políticas de oferta. Y políticas de oferta son sinónimo de reformas, reformas complejas que requieren acuerdos que hoy son difíciles. Vivimos en unos momentos de enfrentamiento y crispación que no permiten acercar posturas con miradas de largo plazo. Por ello, todo lo que podamos hacer para tender puentes será muy beneficioso para el futuro de España”, ha señalado.

Para finalizar, Goirigolzarri ha puesto en valor que si hubiese que elegir entre todas las reformas necesarias para mejorar la productividad, debería haber unanimidad en situar la formación y la educación entre las primeras de la lista. “Existe un déficit significativo entre los niveles de formación en nuestro mercado laboral con respecto al promedio del área del euro” y “el empleo es el principal factor de cohesión social y el mejor medio para luchar contra la desigualdad en nuestra sociedad”.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí