Martes, 19 de febrero, 2019  |  

- 7 febrero, 2019 -

El abono se realiza dentro del plazo legal de 90 días mediante el sistema de confirming y con vencimiento en marzo

La Conselleria de Hacienda ha incidido en la importancia de garantizar la calidad de las prestaciones y la dignificación de un colectivo de trabajadores que presta un servicio básico en nuestra sociedad

Castellón Información

El Consell mejora el plazo de pago de las subvenciones a aquellas entidades que realizan programas de atención social en el ámbito de la inclusión, la discapacidad y el voluntariado con cargo a la asignación tributaria del 0,7% del IRPF de 2018.

El pago se hará efectivo, dentro del plazo legal de 90 días, mediante el sistema de confirming. A diferencia de 2018, cuando los abonos vencían en agosto, este año los vencimientos de los abonos se producirán en el mes de marzo, lo que permite rebajar en cinco meses el periodo de pago.

La retribución a estos colectivos implica la dignificación de la labor que llevan a cabo y el reconocimiento de la importancia que su trabajo tiene a nivel social e institucional, ya que la protección de las personas más vulnerables constituye un pilar fundamental de nuestro estado de derecho.

Desde la Conselleria de Hacienda se ha incidido en la importancia de garantizar la calidad de las prestaciones y la dignificación de un colectivo de trabajadores que presta un servicio básico en nuestra sociedad.

La Tesorería de la Generalitat funciona mediante el criterio de caja única, lo que facilita que se prioricen los pagos a las personas, especialmente en materia de dependencia, renta garantizada y vivienda. No obstante, el injusto sistema de financiación que sufre la Comunitat Valenciana provoca que muchas veces no se puedan atender estas obligaciones con la diligencia deseada.

Dado que las disponibilidades de Tesorería no pueden hacer frente a todos los pagos, las subvenciones se pagan por confirming.

La Generalitat destina 37,8 millones diarios a gasto social

La Generalitat invierte cada día 37,8 millones en gasto social para garantizar a los valencianos y valencianas los servicios básicos fundamentales. Esto supone que cada 24 horas se destinan 18,2 millones a sanidad, 14 millones a educación, 4,2 millones a igualdad y políticas inclusivas, dando cobertura a 40.000 dependientes, un millón a ocupación y 452.000 euros a vivienda.

El gasto social total previsto en los Presupuestos para 2019 asciende a 13.818 millones, la mayor dotación de la historia que supone además el 84,3% de los gastos no financieros, sin incluir el Capítulo 3, que contempla los intereses por préstamos, obligaciones y bonos.

Google+
Whatsapp Telegram


No hi ha comentaris per el moment

Escriu el primer comentari!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *