Domingo, 23 de septiembre, 2018  |  

- 3 junio, 2018 -

Federico Arnau. Comerciante jubilado. Algunos llaman política y democracia a lo que ha ocurrido en la Cámara de Diputados del Congreso, y ciertamente es... Expulsada una corrupción por otra golpista y populista

Federico Arnau. Comerciante jubilado.

Algunos llaman política y democracia a lo que ha ocurrido en la Cámara de Diputados del Congreso, y ciertamente es así, lo contempla la Constitución y es el juego político con las herramientas para recriminar y sancionar al Gobierno.

Para un ciudadano normal y corriente como yo, mi opinión es que lo ocurrido fue un ‘Golpe de Estado’ de los separatistas y populistas de extrema izquierda que, se vieron beneficiador por la ‘traición’ del PSOE hacia este país. Y lo digo así, porque entiendo, que su secretario general, Pedro Sánchez, aceptó los apoyos de los no constitucionalistas simplemente con el fin de conseguir el sillón con todos los beneficios que ello comporta, no habiendo ganado las elecciones, y habiendo sido expulsado de su partido, del que en su momento  salió a altas horas de la noche con sus camisas colgadas de la ventanilla de su coche.

Con un partido dividido al 50%. Sánchez  logró volver a la carga y, gracias a la opinión de un juez en la sentencia de la Gürtel, para quien la declaración del presidente Rajoy no ofrecía confianza, lo tomó como agarradero para presentar dicha moción.

Desde mi punto de vista, Pedro Sánchez demostró el jueves en su intervención, lo falso que había sido anteriormente y que apenas había aprendido nada, y con la cara muy dura y, con perdón – pero las cosas se tienen que decir cómo son-  después de criticar la corrupción del PP sin mirarse la suya, salió a la tribuna y dijo que el ´PP no es un partido corrupto´, pero a continuación dijo que no hay ningún partido corrupto sino militantes que sí lo son.

¿Se puede ser tan falso y rastrero después del bombardeo con el que nos han aburrido hasta la saciedad sobre la corrupción del PP, para exculpar al Partido de corrupción?

Pero no es solo eso, a mi entender, tiene tan poca dignidad, que además no rechaza los presupuestos “nefastos y antisociales” que su partido votó en contra. ¿Es que no tiene lo que tiene que tener para elaborar unos nuevos?. No pasa nada retrasar dos meses más, no pasa nada, claro que sin la mordida del PNV quizás hoy no sería el nuevo presidente del que no se fían más de la mitad de sus militantes.

Del señor Rajoy hay muchas cosas que no me han gustado de sus mandatos: el no plantarse con firmeza ante Alemania por la sentencia del Lander impresentable. Tendría que haber sido más contundente, como también me hubiera gustado que hubiera aplicado el Artículo 155 con más firmeza, sobre todo en la manipulación de TV3; y desde luego, hubiera tenido que dar más explicaciones claras y rasas. Y sobre todo, no me gustó  la ausencia de la tarde del jueves del Congreso y en las primeras horas de la mañana del viernes hasta media hora antes de la votación, porque considero que es una falta de respeto hacia el resto de señorías.

Sin embargo, ha salido como un señor, después de ‘haberlos puesto’ en la garganta al señor Pedro Sánchez y Margarita Robles, cuando lo vieron entrar en el hemiciclo pensando que presentaría su dimisión para fastidiarlos… Pero tan rastrero no podría ser, eso posiblemente lo hubiera hecho Sánchez. Pienso, sin embargo,que ha sido una despedida a los españoles como corresponde, como en su momento lo hizo Adolfo Suárez, aunque por distintos motivos.

Si yo fuese senador del PP haría con el resto de mis compañeros una última respuesta, y sería no votar a favor de los presupuestos. Puesto que según los que votaron en contra  los presupuestos del PP no sirven para nada… no sería ilógico;  y aunque sería algo perjudicial por el retraso, no le serviría en bandeja al nuevo presidente la excusa de  poder alegar después que su Gobierno no ha podido hacer más prque estaba sujeto a los presupuestos del PP, y que no tenía otra opción. Sánchez no empiece sus meses de gobierno con algo que nos vaya a mentir.

Y para arreglarlo, el trabajador del pueblo con mansión de lujo… a la espera de que algún día se conozca de dónde salió el dinero; los 600.000 euros o ficiales, o los   1.200.000 euros que, según otras fuentes, era su precio oficial antes…  más el dinero para la reforma. Ese ‘trabajador’ que ya empieza a chantajear, como son los podemistas, para ofrecer el voto de sus diputados a cambio de carteras en un bipartito; Sinceramente, visto así, me parece otro caradura donde los haya, esto no es diálogo ni política en mayúsculas o negociación; es simple y llanamente un chantaje.

Sr. Sánchez, si usted no quiere que más del 50% de su partido le lapide, tenga mucho cuidado y no de una sola ventaja a favor a los separatistas, porque el resto de socialistas españoles que no son militantes, sí que se lo echarán en cara.

Sr. Sánchez, una vez esté instalado en la casa que usted deseaba tanto y que pagamos todos a usted, a los que han estado y los que estarán, venga a pasearse por Castellón como antes, pero tráiganos, la doble plataforma, la AP 7 gratuita, la Intermodal, el Corredor con Tarragona rápido, la financiación que nos corresponde antes de fin de año, un Ave con el que podamos ir a Sevilla y a París sin transbordos, las Cercanías con la zona norte, el aeropuerto. Termine con la dictadura de las lenguas regionales evitando que grandes profesionales tengan marcharse por ser más importante la lengua que la sabiduría. Los trasvases de agua que necesitamos, termine con los barracones y, sobre todo, consiga que los ciudadanos españoles no vayamos con nuestra sanidad haciendo cola hasta las urgencias.

Tranquilo, Sr. que ni Puig ni Marco lo apretarán, ya encontrarán las excusas necesarias para evitar sus reivindicaciones.

Como decía Tip y Coll, ‘seguiremos hablando del Gobierno’.

Google+
Whatsapp Telegram


  • Buen análisis Federico, pero mientras tengamos autonomías esto no tiene solución

    Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *