Martes, 19 de noviembre, 2019  |  
Cómo usar un comparador de préstamos para sacarle partido de verdad Cómo usar un comparador de préstamos para sacarle partido de verdad

- 7 octubre, 2019 -

Antes de entrar en el comparador financiero es aconsejable que definas tu propia situación y lo que necesitas Cómo usar un comparador de préstamos para sacarle partido de verdad

Antes de entrar en el comparador financiero es aconsejable que definas tu propia situación y lo que necesitas

Castellón Información

Las comparativas de préstamos como LoanScouter han proliferado en Internet. Tienen algunas ventajas obvias como el hecho de recopilar mucha información en un solo lugar y el hacer un primer filtrado de entidades disponibles. Sin embargo, si te limitas a escoger un prestamista de los que proponen sin más, no estarás sacándoles el máximo partido. Aquí te decimos algunos de tus deberes para que la comparativa te ofrezca el verdadero valor que tiene:

Antes de la comparativa, estás tú

Incluso antes de entrar en el comparador financiero, es aconsejable que definas tu propia situación y lo que necesitas. No es lo mismo un préstamo rápido de 500 €, que una tarjeta de crédito o un préstamo al consumo de algunos miles de euros. De cada tipo de préstamo puedes esperar diferentes condiciones.

Por eso, antes de exponerte a la publicidad, porque al fin y al cabo es lo que son, define los parámetros básicos de lo que necesitas:

1. Cuánto dinero
2. Cuánto tiempo
3. Con qué condiciones (con o sin aval, con o sin garantía, con o sin nómina, con o sin ASNEF, etc).

Una vez accedes al comparador

Por lo general, los comparadores te van a dar toda la información que necesitas para ver si el préstamo se adecúa a lo que has definido arriba: plazos de vencimiento, intereses, cantidades de los préstamos, requisitos, etc.

Por tanto, ahora lo que tienes que hacer es seleccionar dos o tres entidades de las que sugiera el comparador para luego visitar sus webs y hacer tu propia investigación.

Es decir, no se trata tanto de ir al comparador y elegir una entidad para contratar, como ir al comparador para hacer un primer filtrado y luego poder hacer nuestra propia comparación.

Haz tu propia investigación

Ve a las webs de los prestamistas y busca información sobre detalles que el comparador pueda haber omitido.

Por ejemplo, aunque todos los comparadores informan sobre los intereses del préstamo, probablemente no informarán sobre las comisiones en caso de pago retrasado o lo intereses de mora.

Esta información debe estar en las webs de los prestamistas y debe ser fácil de encontrar. Si no lo fuera, simplemente descártalos.

Cuando tengas una oferta sobre la mesa, puedes acudir a otra entidad y negociar

Una vez tienes una oferta en firme, puedes acudir a otra entidad, mostrar las condiciones y preguntar si te las pueden mejorar. No es algo que funcione siempre, pero generalmente el esfuerzo de hacerlo es bajo en comparación con el beneficio que se puede obtener.

Recuerda que…

Cuando comparas préstamos, el TIN no es la mejor manera de hacerlo. La tasa adecuada para efectuar una comparación es la TAE pues compara préstamos siempre sobre la base de un año y teniendo en cuenta todos los costes obligatorios para obtener el financiamiento.

De esta manera, evitas sorpresas del tipo: préstamo sin intereses, pero que luego cobra altas comisiones por la apertura del mismo. Si dichas comisiones existen, se verán reflejadas en la TAE.

Además, siempre piensa que pedir un préstamo es una responsabilidad importante con repercusiones en tu futuro. Utiliza el dinero solo para aquello para lo que solicitaste el préstamo, no caigas en la tentación de gastar dinero, simplemente porque esté disponible.

Google+
Whatsapp Telegram


No hi ha comentaris per el moment

Escriu el primer comentari!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *