Martes, 24 de octubre, 2017  |  

- 1 octubre, 2017 -

Federico Arnau. Comerciante jubilado. Con motivo del referéndum ilegal y la situación creada por el Gobierno Catalán, y el pitorreo e insulto del vicepresidente... Los progresistas resucitan a Franco y reviven a ETA

Federico Arnau. Comerciante jubilado.

Con motivo del referéndum ilegal y la situación creada por el Gobierno Catalán, y el pitorreo e insulto del vicepresidente económico Oriol Junqueras hacia las demás comunidades autónomas del Estado Español y sus ciudadanos, con el discurso de lo mucho que Cataluña quiere al resto de los pueblos españoles y sus ciudadanos, es para inmediatamente haberlo esposado y llevado a las dependencias policiales.

Pero los cobardes y chantajistas del PNV vasco se limitan hacer declaraciones suaves pero a la espera de lo que ocurra en Cataluña para ellos empezar hacer la misma presión y conseguir sus objetivos, si se deja a Cataluña que los obtenga, como se dejó a Marruecos obtener el objetivo de ocupar el Sahara Español, en un momento clave de la agonía si no muerto ya Francisco Franco, con lo que España siempre estará en deuda con esos refugiados saharauis malviviendo en el desierto de Argelia.

Escribo esta opinión porque he leído en los medios de comunicación que la banda terrorista ETA, que no ha abandonado ni entregado las armas, y si esta representada democráticamente en las instituciones, manda un mensaje para que los vascos empiecen el proceso del derecho a decidir, como de los independentistas catalanes, lo mismo que los catalanes franceses apoyados presuntamente por la propaganda financiada por la casa de Cataluña en Perpiñán, en los editoriales de L. Independan, pero sobre todo los Corsos en la República Francesa.

Y a todo esto los españoles tenemos que recriminar a las fuerzas progresistas, intolerantes, que no acatan la ley ni el orden constitucional, y sobre todo al principal partido constitucionalista por ser el más antiguo, el PSOE,  por su incapacidad, su irresponsabilidad política de los principales políticos de primera fila que lideran este partido, todo lo contrario de sus antiguos compañeros y gobernantes en su momento del Estado Español.

Toda esta irresponsabilidad, la única excusa, es tener un tumor cerebral llamado Francisco Franco que  les impide ser responsables y actuar como se debe actuar cuando uno tiene un cargo de responsabilidad y representa a los ciudadanos para su bien y progreso respetando la historia y utilizándola para fomentar y educar, que lo malo de esa historia no se puede repetir, y solo utilizar la parte buena de aquello que nos pueda hacer progresar hacia el futuro.

Pero eso no es así las fuerzas progresistas, en vez de acatar la Constitución, las Leyes,  y utilizar la memoria histórica como dicen los artículos 15 y 16 de esa ley, la utilizan para sus propios intereses manipulando las historia, que fue creada para la unidad nacional, sin embargo no es suficiente con dejar descansar de una puta vez y perdón por la expresión, al dictador, que ahora encima se erigen como sustitutos de su legado, y además dar opción y fuerza a los integrantes de la banda terrorista ETA.

Yo estoy  en contra de las dictaduras porque nací en una en 1951, y debo de decir que fui muy feliz durante esos años, pero no me metía en política, si nos más de una hostia me hubiese llevado, y también tengo que decir que fui detenido después de visitar a mi novia en el Grau en el parque Ribalta cuando iba hacia mi domicilio situado en el Paseo Morella, un policía con gabardina me dio un golpe en la espalda y me subió a un furgón a la que media hora después junto a otros detenidos nos trasladaron a las dependencias del Gobierno Civil, me salvo que en esos momentos, que era militar y se me ocurrió decir que lo era y me dejaran llamar a casa porque estábamos esperando una Generala. Con lo cual después de comprobar todos los datos me dejaron en libertad.

Y no estoy dispuesto a que ninguna fuerza mal llamada progresista, izquierda o radical, me traten de fascista, por expresar lo que pienso y siento, ni por tener que callar por ser pareja o padre de, yo soy yo y no estoy dispuesto a que nadie después de 40 años de dictadura y 40 años de libertad democrática, nadie tenga el derecho de etiquetarme, por decir que el Gobierno Catalán y el Gobierno Vasco son chantajistas, y si además el Gobierno Catalán añadimos el  del maltrato a la ciudadanía  y la utilización de niños y jóvenes, pues ya ustedes mismos. Soy fascista o simplemente un ciudadano con dos dedos de frente.

 

Google+

No hay comentarios por el momento.

Se el primero en dejar un comentario abajo.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *