Domingo, 22 de octubre, 2017  |  

- 21 abril, 2017 -

Federico Arnau. Comerciante jubilado. Seguimos sin avances en la forma de hacer política, los que a ello se dedican en su mayoría, algunos por... El comportamiento de políticos

Federico Arnau. Comerciante jubilado.

Seguimos sin avances en la forma de hacer política, los que a ello se dedican en su mayoría, algunos por inexperiencia, otros por sobrados, y los muy pocos por desgracia, por ser estos los únicos, que la política es la satisfacción del trabajo realizado en favor del ciudadano.

Durante el último pleno de la Diputación de Castelló observamos como el señor  Vallejo, de Castelló En Moviment, recrimino a la Diputación al acusarles que se excedían en su competencia, para formar al personal y alentar la donación de medula.

Desde luego debería de ser la Conselleria de Sanidad, pero si esta no llega, no está de más que una institución colabore en algo tan necesario e importante. ¿No lo entiende así el señor Vallejo?

Como no entiende, aunque en esto tenga razón, la inversión necesaria para que haya con el Norte de la provincia un mejor servicio de cercanías, cosa que simplemente es alargar algunas cercanías con final en Castellón hasta Vinaròs. Pero eso no significa que se deje la inversión al Corredor Mediterráneo, obra necesaria para el progreso de Castellón. Que un político se exprese de esta manera no es de ser muy competente.

Alguien tendría que decirle a Cristina Gabarda que no se puede ir a un pleno sin haberse informado correctamente y haberse estudiado los temas donde es imposible ninguna defensa. No señora Gabarda, no haga usted más el ridículo, grávese sus intervenciones y luego míreselas en casa y vera como tengo razón, será usted extraordinaria en otras aptitudes, pero en política no llega.

Xavier Trenco estuvo correcto ante lo que todos reclaman la infrafinanciación autonómica, y en este caso, no puede ser que localmente se vote en contra de lo que se ha votado en este caso el PP en Valencia, no responde esto a las verdadera intenciones de reclamación por parte del PP.

El señor Benlloch no tiene memoria histórica, puesto la infrafinanciación se lo debe a su partido, por lo tanto está inhabilitado a reclamar algo que no ha reclamado a su propio partido. Y además debe de recordar que sus compañeros en el Gobierno de Madrid, con Zapatero como Presidente, el señor ‘Pepiño’ retraso todos los proyectos de esta provincia.

Se lo puso en bandeja al señor Vicente Sales, recordándole las inversiones en Castellón, la cárcel, el Castor, una ruina y un peligro para la costa, y las desoladoras, otra ruina y un atentado al plancton del mar, algo nada ecológico ni sostenible.

Pero tenemos más, muchos más pero es imposible hacer mención de todos, pero sí que puede llamarle la atención a la vicealcaldesa de Castellón, Ali Brancal, por el mal gusto y el querer crispar el ambiente, publicando un juego con un cristo. ¿Es que el juego no se puede hacer metiendo en vez del Cristo un pato? Pues no, luego se pide perdón y ya está. No porque cuando las cosas están hechas intencionadamente hay que asumir la irresponsabilidad que tiene como vicealcaldesa y política.

Esto al grupo Compromís lo acepta y sin embargo no acepta el que el guía del paso en la procesión del Viernes Santo pueda alentar a los costaleros con gritos de por la cruz de los caídos, cruz que es el monumento a los caídos por España, sean Nacionales, Republicanos, Comunistas, Milicianos o Maquis.

¿Si un musulmán convertido al cristianismo hubiese dicho por la cruz de los caídos y por los caídos en las guerras Santas de Ala, que hubiesen dicho? Cuando han recibido ellos y el resto de Ayuntamiento un premio por las religiones. Nada.

Y que decir con la copia del autobús de Podemos con Hazte Oír, no es de tener poca vergüenza, gastarse el dinero de los contribuyentes en esta parodia, o quizás la subvención viene del exterior, porque en vez de hacer un autobús con esos personajes que se les juzga, si son culpables van a la cárcel, y se puede recuperar algo del dinero y además se les embargan los bienes y sus cuentas, no ponen las fotos para ser totalmente honestos todos los caretos de Cataluña, Andalucía, Valencia, y el resto de Comunidades, porque no se salva una, aunque alguna más que otra.

Que diría Pablo Iglesias si alguien pusiera otro autobús, con la cara de Carrillo, la cara de su abuelo, la cara de su padre, ya que estos no han defraudado, no han robado nada material, estos llevan en sus espaldas el robo de unas vidas, como Pablo lleva en sus espaldas al no condenar el robo de las vidas de los venezolanos, a los que su amigo Maduro, mata, encarcela, deja sin víveres, y ataca a los que no le bailan en sus propias casas, y no ha sido capaz ni valiente de hacer una declaración en contra de esta situación.

Y esto solo es porque a Pablo Iglesias se la repampinfla, se la menean y  se la chupan, y esto es lo que deben de tener en cuenta los palmeros de esta gente a la hora de no dejarse embaucar y demostrarles que son más educados, más responsables y más honestos con un sueldo de 900 euros.

La conclusión es que ya que la mayoría de políticos no están capacitados para estar donde están, debemos de ser los ciudadanos los que no nos callemos durante cuatro años aguantando tanta …….. sin palabras me quedo para definir, quizás ustedes las tengan cada uno las suyas al respecto.

Google+

  • Amigo Federico

    Todo esto es la consecuencia de haber eliminado los valores de nuestra sociedad desde la misma escuela. Sólo vale la consecución inmediata de dinero, al costo que sea.

    Hemos ido viendo como, poco a poco, pero sin pausa, la sociedad ha marcado pautas de auto-suicidio. Lo más triste es que, a pesar de todo ello, la gente sigue votando a los mismos.

    ¿Será que somos masoquistas?

    Responder

  • Seguramente si seamos algo masoquistas, esperemos la victoria de Macrom para pensar que cara al futuro Ciudadanos no de bandazos y Vox pueda llegar con la infraestructura de barrio por barrio intentar con claridad y sin pelos en la lengua explicar al votante la realidad de las cosas con el lenguaje de discusión, de barra de bar.

    Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *