Martes, 24 de octubre, 2017  |  

- 3 agosto, 2017 -

Mercedes Ventura. Diputada autonómica de Ciudadanos por Castellón. En estos dos años de legislatura podemos decir que hemos pasado de ‘Guatemala a Guatepeor’. Los... De Guatemala a Guatepeor

Mercedes Ventura. Diputada autonómica de Ciudadanos por Castellón.

En estos dos años de legislatura podemos decir que hemos pasado de ‘Guatemala a Guatepeor’. Los anteriores gobernantes llevaron a nuestra comunidad a la ruina y al desprestigio, y estos la están llevando a un caos sistemático plagado de nacionalismos y sectarismos.

El gobierno del Botànic ha prometido a los valencianos/as mejorar nuestra calidad de vida pero la realidad dista mucho de estas promesas. Actualmente, la impasividad en la ejecución por parte del Consell nos ha llevado a que estas promesas caigan en saco roto, y nos encontramos con políticas deficitarias de empleo, medioambientales, educativas, y un largo etcétera.

Por centrarme en la Conselleria que más problemas está causando a nuestra sociedad, la de Educación, indicar que a los teóricos que estudian la ley del caos igual les resulta complicado etiquetar estas políticas. Este caos es fruto de la imposición ideológica nacionalista y sectaria, y, como reacción a estas políticas, parte de la sociedad ha salido a la calle denunciando la vulneración de sus derechos y libertades. Pero no solo el caos se encuentra en estas políticas, sino en la ejecución de las infraestructuras educativas y la eliminación de barracones.

Estamos a un mes del inicio del curso y seguimos con los mismos problemas de infraestructuras que dejó el Partido Popular, pero lo peor es que se siguen ampliando el número de barracones. Específicamente, este año se han licitado nuevos barracones por un montante que asciende a los 6,8 millones de euros. Me pregunto, ¿Cuándo el Gobierno va a empezar a cumplir sus promesas de eliminar los barracones? ¿Cuándo van a empezar a ejecutar su mapa de infraestructuras educativas que contempla la construcción de 124 nuevos centros educativos?

Todas estas promesas y proyectos incumplidos a menos de dos años de finalizar la legislatura. Estos incumplimientos son fruto de la falta de previsión, porque el Consell comienza a licitar las obras cuando debería estar empezando a ejecutarlas, según recoge el mapa escolar de infraestructuras. Es un gobierno que no planifica ni ejecuta, y, a este ritmo, va a terminar la legislatura con un saco de iniciativas por abordar y que serán utilizadas por los partidos que sustentan al Consell para hacer campaña, nuevamente, culpando al pasado de su propia incompetencia.

El Consell debería reflexionar que con esta falta de previsión e improvisación está condenando al alumnado a vivir su infancia en barracones, a estudiar en aulas indignas e inseguras donde se sufren temperaturas extremas.  Desde Ciudadanos solicitamos que se pongan ya a trabajar para cumplir con estas promesas.

Google+

No hay comentarios por el momento.

Se el primero en dejar un comentario abajo.

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *